En un hecho sin precedente, el ciclo escolar 2020-2021 inició de manera remota, debido a las medidas preventivas de distanciamiento social, por la pandemia del COVID-19.

Con esta modalidad, los 25.4 millones de alumnos pertenecientes al sistema educativo nacional toman sus lecciones a través de televisión o radio. Además, deben contactar a sus maestros vía internet para asesorías y consultas.

Por ello, los profesores de educación pública se vieron en la necesidad de adaptar espacios en sus hogares y con sus propios medios para realizar su labor docente.

Ante este reto, Office Depot, Fundación Gigante y Proed IAP tomaron la iniciativa de unirse y donar cien aulas virtuales. De esta manera, se apoyó a los profesionales de la educación a desempeñar mejor su labor, disponiendo de la tecnología, mobiliario y los artículos de papelería necesarios.

Cada aula virtual, entregadas el 17 de septiembre, incluyó un escritorio profesional, una silla ergonómica de oficina, un dispositivo para teleconferencias y un paquete de papelería compuesto por un pizarrón, marcadores y cuadernos necesarios para la enseñanza en la nueva normalidad.

Con estas donaciones se benefician a cien docentes pertenecientes a 28 escuelas primarias públicas y a 4,000 alumnos de la alcaldía Benito Juárez, Ciudad de México; del municipio de Chalco, Estado de México y Jiutepec, Morelos.

Office Depot refuerza su compromiso histórico con la educación, con alumnos y profesores ante esta contingencia, brindando las herramientas para que la educación y el desarrollo de México no se detenga.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí